La ubicacion me gusto mucho, a una cuadra del Lago Nahuel Huapi y muy cerca del centro, lo que me permitia recorrer ambos todos los dias. La cama era muy comoda y el armario muy amplio. La cocina anduvo muy bien y esta super equipada (hornalla, horno, microondas, utensilios varios, ollas, pava electrica, etc.)